Lorena Navarro rescata en el 95′ al Real Madrid antes del ‘Clásico’

by


Lorena Navarro vale por un impulso de oro para el Real Madrid, que llega al emergente ‘Clásico’ ante el Barça (domingo, 12:00) en la segunda posición de la clasificación. Las blancas flojearon ante el Santa Teresa en Valdebebas, viendo peligrar incluso su presencia en los puestos de Champions, pero la madrileña apareció como una divina providencia en el último segundo. De su cabeza y de una gran asistencia de Jakobsson salió un decisivo gol que puso el 1-0 en el marcador y dejó la calma en un equipo que cierra la primera vuelta con el objetivo europeo en el bolsillo. 

El Real Madrid saltó al campo con más ímpetu que gol en la primera parte. Su juego brillaba, pero acusaba frescura en el ataque. El equipo, que en el último mes sólo ha jugado un partido de Liga, dejó demasiadas dudas en los metros finales. La nevada, la pandemia… y, 20 días después, las blancas volvieron a competir en los preliminares del duelo liguero ante el Barça con muchos problemas ofensivos por pulir.

Las de Aznar se desquitaron bien de la presión alta del Santa Teresa, que fue todo un muro. Del primer deber en el juego cumplido al último y más importante pendiente: mandar el balón a la red. Muchas ganas y poca suerte dejaron las blancas en los últimos metros del campo, con un gol anulado a Asllani por un fuera de juego muy dudoso. No hubo tiempo para la frustración, pero tampoco para la puntería, que se resistió como nunca pese a la insistencia.

Mientras, el Santa Teresa siguió a lo suyo. Las extremeñas mostraron su mandíbula mientras se reservaban la pegada a la llegada de un despiste de su rival. El plan era totalmente contrario para el Real Madrid, que intentó cuadrar el balón de todas las formas. Sostenido por la categoría ofensiva de Jakobsson, el conjunto blanco fue un constante en el área rival, haciendo de Aguirre una de las jugadoras más participativas del partido.

Alarma por una posible lesión de Cardona

No pudo decir lo mismo su homóloga, Misa, que apenas tuvo que intervenir en dos ocasiones durante el primer tiempo. Pese a la diferente actuación, tanto la canaria como la castellanomanchega se fueron al vestuario con su portería a cero en un partido que empezó con una gran preocupación en el Real Madrid: Marta Cardona.

La extremo diestra se marchó lesionada tras recibir un golpe en su rodilla en un trance de juego con Nayadet y deja a su equipo muy tocado. Con la precaución por bandera, teniendo una cita del nivel del Barça a la vuelta de la esquina, la de Zaragoza se marchó con frustración y dolor, encendiendo las alarmas para un David Aznar que puede perder a una de sus jugadoras más decisivas en el ataque blanco.

No cambió el guión en la segunda parte. Con ambos equipos volcados en el campo del Santa Teresa, el duelo giró en torno a la falta de pegada de las blancas y a la gran resistencia de las extremeñas. Las de Juan Carlos Antúnez construyeron un bloque defensivo infranqueable que no dejaba lugar para las dudas, con una Yolanda Aguirre que se calzó la capa de heroína en varias jugadas.

Lorena Navarro, al rescate desde el banquillo

Sin reacción de su equipo, Aznar agitó el árbol con varios cambios en el ataque en busca de frutos en los últimos minutos. Y lo encontró con la entrada de Lorena Navarro, aunque se hizo de rogar. Los minutos finales fueron de gran frustración, tras un error de Jakobsson en una clarísima ocasión y un gol anulado por fuera de juego, también muy dudoso, a Olga Carmona. Pero, las blancas no perdieron la fe hasta el final y consiguieron el premio con un gol que premiaba la persistencia del equipo.

Fue un cabezazo de Lorena Navarro, una de las jugadoras más bajitas de la Primera Iberdrola, el encargado de dar al Real Madrid tres puntos vitales por la Champions. La joven madrileña se sirvió de un gran centro de Jakobsson para hacer volar a su equipo, que mira al ‘Clásico’ con alivio, aunque con un extra de cautela. La pegada debe retomarse antes del Barça. No podrá haber peros ante las azulgranas.



Source link

Deja un comentario